Soy una loca de los brownies.

¿Mantequilla y chocolate? ¡Mantequilla y chocolate! Juntos, fundidos, derretidos uno contra el otro, en perfecta armonía. Los brownies me llenan de la misma perspectiva vital que mueve a Michael Douglas en “Un día de furia”: que le den a todo, nada importa, no hay mañana ¡Come brownie!

#fuckingaddictive #soncomobesaradios

El primer dulce que preparé como adulta (porque en mi historia de niña gorda preparé -y me comí con ansia- muchos otros dulces) fue un brownie.

Y me pareció que estaba riquísimo. Sin embargo, según fui aprendiendo más, preparando más dulces y -quiero creer- que educando un poco mi paladar dulcero, entré en crísis con lo brownies.

En no sé qué momento ninguno me parecía lo bastante bueno. Mi relación con los brownies estaba en crísis, tanto es así, que llevo un año probando recetas para subir un brownie al blog (Porque ¿Hola? ¿Cómo va a ser eso de que en el blog de una loca de los brownies no haya un brownie? Eso cómo va a ser, no hombre por dios, no puedes hacer eso…😂), y hasta ahora, no había encontrado ninguno que me gustase lo suficiente como para publicarlo.

Como pasa tantas veces en la vida, hay ocasiones en que tienes que irte muy lejos, perderte mucho y fallar 800 veces para encontrar de nuevo el punto de partida. Y eso me pasó a mí.

Probé a añadir yogur griego, crema agria, más chocolate, más cacao, más mantequilla, más trozos, más nueces, aceite, leche, fuera yogur, menos mantequilla, más chocolate todavía y…Nop. No me gustaba.

Pero, entonces, pasó.

Uno de los mejores amigos de mi chico cumplía años y además era el derbi madrileño, lo que significa ¡Fiesta del macho! Y yo, cuando la fiesta es de chicos, preparo brownie, porque da gusto ¡Como son capaces de comer un grupo de criaturas testosterónicas en plena jornada de exaltación de la amistad y el futbolismo! No queman los sujetadores, porque no llevan, pero queman 2000 Kcal. de puro fervor. No piensan en mañana. No piensan en la talla 38 ¡Sólo sienten! Y comen, y comen. Son el sueño de una repostera.

Conclusión: necesitaba un brownie que honrase la fiesta del macho que iba a celebrarse.

Nunca había preparado un cheesecake brownie (a pesar de tener anotada la receta de Bea Roque en mi cuaderno desde el año 2012) y, después de probarlo, nunca más volveré a prepararlo porque, es de las pocas veces, en que comí tanto brownie, que el puro empacho superó al sentimiento de culpa ¡QUE COSA MÁS BUENA!

Delicioso sabor a intenso chocolate, suave, tierno…la parte de chocolate quedó deliciosérrima, escandalosa, un festival. La tarta de queso, ligeramente ácida, con el sabor a ralladura de mandarina, suave, tierno, aireado, refrescante…¡Droga! Y, como me parecía poco, demasiado light quizá 😂🤣😂🤣😜 ¡Crema de mocca para decorar! Y, ooh, ya sí que te pasaste. Crema de chocolate con leche y café, suave, densa y aireada, con un sabor a café intenso, que suaviza el chocolate con leche… ¡Una cosa muy mala, pero muuuuy buena!

Testimonio: está fue la peor parte de este brownie. La crema. Me ví, me ví a mi misma, chupándome los dedos, la cuchara y -no me juzgues- acabando de vaciarme la manga pastelera en ¡La boca!

Después de eso, llamé a mi padrino del grupo de apoyo para adictos a los dulces y le pedí que viniera a mi casa a sacarme de la cocina, mientras aún fuera posible sacarme por la puerta en lugar de, en helicóptero por la ventana, porque yo sola no podía 😂.

-Salvo lo del padrino, todo lo demás está basado on a true event. Que fuerte y ¡Que vicio!-.

Cheesecake Mocca Brownie

Como este brownie nació para una barbacoa/ tarde del macho futbolero, con las cantidades de la receta el molde indicado es de 25 cm. de largo x 15 cm. de ancho.

Sin problema puedes dividir las catidades a la mitad, la receta saldrá bien igualmente. Como el número de huevos es impar, sustituye los huevos de tamaño L, por M y utiliza 3 ( los huevos M pesan aproximadamente 50 gr. cada uno, tendrás 150 gr. de huevo) en lugar de 5 huevos L (60 gr. x 5 huevos= 300 gr. aprox.).

Si decides reducir a la mitad la receta, no olvides ajustar también el tiempo de horno, es importante no sobrehornear. Debe quedaar tierno y jugoso. Estará listo cuando al pincharlo con un palillo o palito de brocheta, este salga casi limpio pero con algunas miguitas.

Si quedase demasiado tierno y no llegase a cuajar una vez frío, prueba a envolver el brownie muy bien con film y congélalo.  Al descongelarlo seguramente estará perfectamente cuajado, y super tierno y húmedo.

Incluso aunque quede cuajado, si congelas el brownie, el resultado es un dulce mucho más húmedo y jugoso. Si lo pruebas lo verás.

Ingredientes:

Para el brownie:

200 gr. de mantequilla

75 ml. de aceite de semillas

(Puedes utilizar AVOE o aceite de girasol, si te gusta más. Yo escogí un aceite de sabor muy suave, para que no compitiese con el sabor de la mantequilla ¡Indispensable en un brownie orgulloso de serlo!😉)

200 gr. de azúcar moreno

20 gr. de azúcar blanco

300 gr. de chocolate negro de cobertura

100 gr. de harina común

80 gr. de cacao natural sin azúcar

1 cucharadita de sal

5 huevos L

100 ml. de café bien cargado

1 cucharadita de vainilla en pasta

opcional: 1 cucharadita de extracto butter vainilla

Para la tarta de queso:

350 gr. de queso crema, tipo philadelphia

250 gr. de azúcar blanco

2 cucharaditas de ralladura de cítricos

(Queda genial con ralladura de limón. Yo utilicé ralladura de mandarina, y con naranja tanbién quedará bien. La clave es que el punto cítrico haga aún más refrescante la capa de queso, suavizando la capa de brownie).

2 huevos L a temperatura ambiente

75 gr. de harina común tamizada

1 cucharadita de extracto de vainilla o de extracto de princesa

(Yo utilicé el de princesa porque tiene un delicioso aroma a limón y mantequilla que queda de muerte en las tartas de queso 😋, si no lo tienes, el extracto de vainilla o la vainilla en pasta darán también muy bien resultado.)

Preparación:

Antes de empezar prepara los ingredientes, así no te “aturullarás” con las dos elaboraciones, ya que, una vez empieces se hacen practicamente a la vez.

Prepara un molde cubriéndolo con papel de horno. Si utilizas un molde cuadrado, corta las esquinas y dobla hacia dentro, para ajustarlo bien. Si utilizas un poco de margarina para impregnar las paredes del molde y el papel, podrás ajustarlo y se adherirá perfectamente.

Empieza por el brownie en el robot de cocina, así, cuando retires el vaso para terminar la mezcla a mano en los últimos pasos, podrás ir batiendo la mezcla de tarta de queso. Yo lo hago así porque tengo más de un vaso, si no puedes hacerlo así, puedes hacer primero la masa de brownie y reservarla en frío mientras preparas el cheesecake.

  1. Precalienta el horno a 175 º.
  2. Derrite el chocolate y reserva mientras se templa. Prepara el café y deja que se enfríe.
  3. Funde la mantequilla y mézclala con el aceite. Reserva
  4. Tamiza juntos los ingredientes secos del brownie por un lado, y pesa y tamiza el harina para el cheesecake por otro. Reserva ambas.
  5. Comienza a batir los 5 huevos juntos a los dos tipos de azúcar. Bate 8-10 minutos.
  6. Añade la vainilla y mezcla hasta integrar.
  7. Añade la mezcla de aceite y mantequilla, despacito, en forma de hilo que cae sobre la pared del vaso. Puedes añadirlo en un par de veces, dejando que se incorpore por completo y la masa recobre el aspecto que tenía antes de añadirlo antes de añadir la parte restante. Retira el vaso de la batidora.
  8. Comienza a batir el azúcar con la pala, junto a la ralladura de cítricos, bate 2 o 3 minutos, àra que los aceites esenciales presentes en la ralladura impregnen el azúcar.
  9.  Despacito, batiendo a velocidad mínima, añade el queso crema. Bate un par de minutos. Añádele la vainilla y el extracto de princesa y bate hasta que la mezcla esté lisa, a velocidad suave.
  10. Prebate los huevos y añádelos de uno en uno, dejando que se incorpore por completo a la mezcla, antes de añadir el siguiente.
  11. Mientras, comienza a añadir la parte seca a la mezcla de brownie, intercalándola con el café templado.
  12. Para terminar añade el chocolate templado a la masa de brownie.
  13. Y, para terminar con la tarta de queso, añade el harina tamizada, y bate a velocidad mínima hasta que la mezcla esté lisa y cremosa.
  14. Vierte 2/3 de la masa de brownie sobre la base. Extiéndela hasta el borde. Sobre esta añade 2/3 de la masa de cheesecake. Añade la masa restante, primero de brownie y luego de tarta de queso.
  15. Pasa una puntilla o un tenedor haciendo dibujos, para lograr un efecto amármolado.
  16. Hornea 40 minutos. Cuidado con sobrehornear el brownie o puede quedar seco y no estará tan rico.
  17. Una vez que al pincharlo notes que está cuajado casi por completo, pero ligeramente tierno, saca del horno y deja enfríar sobre una rejilla.

 

Mocca buttercream

La crema de mocca es de esas cosas que salen, un poco por suerte…y sólo puedo decir ¡Que viva la serendipia!

Mi intención era hacer una crema de chocolate malteado, lo que explica la leche en polvo, pero me vine arriba con el café, y el resultado fue ¡La mejor parte del brownie! El brownie está de muerte, pero la crema es adictiva como la droga dura.

Tiene un sabor intenso a café y a chocolate, es un vicio absoluto ¡Una auténtica pasada!

Yo me la comía a cucharadas mientras la extendía sobre el brownie. Pasé a chupar la varilla, rebañar el molde y repasar cada cuchara y espátula, cuando tuve que alejarme despacio de la encimera, mientras me repetía a mí misma: “la mantequilla no es tu amiga” 😂😂😜

Ingredientes:

270 gr. de chocolate con leche para repostería

250 gr. de mantequilla blandita, que esté tierna y suave, pero no tan caliente que esté aceitosa

200 gr. de azúcar glas

100 gr. de leche desnatada en polvo

60 gr. de cacao natural sin azúcar

150 ml. de café cargado frío

1 cucharadita de vainilla en pasta

1 pizca generosa de sal

*(Puedes mezclar chocolate con leche y chocolate negro, pero, en mi opinión, el resultado fue mejor cuando la preparé con chocolate con leche, ya que el sabor puede quedar demasiado intenso. Lleva una cantidad importante de café cargado y el chocolate con leche equilibra, al ser más dulce y suave, el amargor del café.)

Preparación:

  1. Derrite el chocolate al baño maría ( al derretirse a una temperatura más baja que el chocolate negro, yo prefiero derretir al baño maría los chocolates más delicados porque calculo mejor cuando le falta poco para fundirse por completo y lo retiro del calor, para que termine de fundirse con el calor que ya tiene, pero por supuesto puedes derretirlo en el microondas). Reserva.
  2. Prepara el café y deja que se enfríe.
  3. Tamiza juntos el cacao, el azúcar y la leche en polvo. Reserva.
  4. Comienza a batir la mantequilla con la varilla a velocidad suave para ablandarla. Añade 1/3 de la mezcla de azúcar, cacao y leche. Bate a velocidad ascedente hasta que se incorpore por completo.
  5. Añade la mitad del café y bate hasta que la crema esté uniforme, cremosa y lisa.
  6. Continua añadiendo la mezcla seca restante y el café que queda, batiendo muy bien después de cada adición.
  7. Incorpora el chocolate con leche templado. Bate hasta que esté bien integrado en la crema.
  8. Añade los extractos y la sal y dale 2 o 3 minutos de batido a velocidad fuerte para airear la crema y que quede bien cremosa y suave.
  9. Si está demasiado suave y poco consistente, refrigera 10 minutos y adquirirá consistencia.
  10. Puedes utilizar la manga o extenderla directamente con una espátula sobre el brownie…intentando no probarla, porque, si la pruebas…una vez que la hayas saboreado, ya no podrás parar de chuparte los dedos y decorar el brownie será una tarea heroíca 😂😂.

Como loca total de los brownies puedo certificar que ¡Merece la pena engordar por esto!😋

Espero que te guste tanto como me ha gustado a mí, y espero que no te quedes solo@ en casa con el brownie, porque ¡Es más peligroso que un gremlin mojado a las 4 de la mañana…

¡Besitos inmensos!

Si no has utilizado nunca los extractos para repostería de Lorann Oils Bakery Emulsions, puedes encontrarlos en Amazon, en los siguientes enlaces:

En Comercial Minguez tienen estos productos a un precio un poquito más económico, aquí es donde lo compro yo.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s

This site uses Akismet to reduce spam. Learn how your comment data is processed.